Tenía pensado escribir algo sobre pensiones y el alargamiento de la edad de jubilación y todo eso que nos hemos impuesto como castigo, pero Vicenç Navarro se me ha adelantado con un artículo extraordinariamente acertado, como ocurre otras veces con este autor que si no existiera habría que inventarlo. “El retraso de las jubilaciones” es su título y aparece hoy en Público en la página 7. Para los que lean otra prensa, ahí va el enlace.

jubilado.jpg

De los argumentos vertidos, que son ciertos en casi el 100%, me interesa destacar algo que me atormenta, y es mi jubilación obligatoria, siendo como estoy y como estoy en plenísimas facultades mentales y físicas, y teniendo una experiencia y conocimiento en este momento que es muy superior al de cualquier época pasada. Me fastidia tener que jubilarme obligatoriamente, cuando podría ser tan útil para la sociedad y para mí. Claro que ese es sólo un aspecto parcial de lo que se trata. Los otros aspectos los toca muy bien Navarro.

Entradas relacionadas

6 comentarios en «Pensiones»

  1. Lo que está perfectamente claro es que no es necesario ahora modificar las pensiones …. y por supuesto, endurecerlas. No hay ninguna razón comparativa, ni tampoco en su financiación, ni aún en sus modos de hacer las cosas. La financiación por capitalización es inadecuada a un sistema de pensiones …. y además, como decía el Guerra, “es imposible”, y menos en la situación en que estamos de depresión económica. Porque nos acordamos siempre de Santa Bárbara, justo cuando truena, y cuando truena y llueve, lo mejor es protegerse y no hacer más chorradas, que ya bastantes hacemos cuando está seco.

  2. Por otra parte, como muy bien indica Navarro y con un argumento de esos que avasallan al contrario: no es justo, en absoluto, y yo añadiría, que es injusto y contra los trabajadores, por un partido en el gobierno que todavía sigue poniendo en su nombre: socialista obrero, que manda narices.

    ¿Por qué es injusto? Porque las clases más elevadas y bien posicionadas mueren más tarde, hasta diez años más tarde que las trabajadoras …. y sin embargo, todos van a pagar el mismo “pato” con la ampliación de los años de jubilación y del tiempo de cotización. Es profundamente injusto desde un punto de vista redistributivo, ni siquiera está en un plano de igualdad …. ni siquiera mantiene la posición de justicia distributiva ….. aunque viendo como está la distribución de la renta y cómo empeora, no me extraña que se propugnen acuerdos desde posiciones de “socialistas obreros” contra las clases trabajadoras. ¡Esto es de locos!

  3. En general, las clases acomodadas no tienen que esperar ni a los 65 ni a los 67 años para jubilarse, porque si están en una buena corporación, enseguida les van a ofrecer pre-jubilarse a los cincuenta o así, y en buena parte, a cuenta de los fondos del INSS, es decir, de los mismos que nutren las pensiones y todo eso.

  4. Y las clases super-acomodadas …. no se jubilan, porque saben que así seguirán ganando dinero y dinero a lo tonto, y además, amplían su esperanza de vida, porque jubilarse y empezar a morirse es una y la misma cosa …. o casi.

  5. Yo tengo compañeros que se han jubilado a los 48 años, cobran una buena cantidad de dinero, sin problemas, y podrán vivir toda la vida, o el resto de la vida, sin hacer prácticamente nada, excepto irse a dar vueltas por el mundo. También tengo compañeros, de mi quinta, como se decía antes, que siguen al frente de una buena dirección general o lo que sea … y ni se han jubilado ni quieren …. porque, ¿qué podrían hacer mejor que eso?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *