El sistema inmoral, o tal vez mejor calificarlo, de amoral. El artículo de John Kozy lo explica bastante bien. Esta es la introducción o resumen del mismo.

An immoral economic system compels a society’s moral decline. Because of Congressional devotion to our traditional economic system, American government seems to have enshrined all the disadvantages and none of the advantages of democracy. We have a government based on dissent, in which delay is a common tactic and secrecy is regularly employed, and which enacts imbecilic measures that never produce the results predicted. Is it any wonder, then, that the nation stumbles from one calamity to another? We the People can certainly change things, since, in accordance with our Constitution, it is We the People who are Sovereign. All that is required is a few carefully drawn amendments.

Entradas relacionadas

6 comentarios en «Inmoral»

  1. El sistema político dominado por el sistema económico capitalista genera inmoralidad y amoralidad. Pero el origen del asunto está en el modo de producción y de distribución, en eso que vulgarmente llamamos el mercado, y son formas perversas de distribución y redistribución de renta y riqueza, en sus leyes de funcionamiento que producen miseria y pobreza, en el empobrecimiento constante de las clases trabajadores, y en el enriquecimiento innecesario y excesivo de unos pocos. También en sus leyes de competencia, que más que competencia es lucha, es conflicto, es guerra, y que por tanto facilitan las tensiones, las guerras y los conflictos continuos. En su manera de mirar la educación como un sistema para sólo premiar a los mejores, a los super-super, y que olvida a todos los demás, produciendo de esa forma una exclusión anticipada de grandes masas, una marginalización que precisa para seguir explotando de manera constante, y para tener a toda la población bajo el miedo, que como sabemos es la forma más fácil de cargarse las más mínimas libertades. Son tantos las derivadas de un sistema amoral y perverso, que no es posible generar una sociedad justa, más que siendo injusto con alguna parte del resto, convirtiéndonos en privilegiados respecto a otros, una gran mayoría que no lo son. Y esa es la cuestión por la que he reproducido este artículo, porque me daba pié para decir algo más.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.