“Xavi cree que la plantilla podía “haber hecho mucho más” para salvar la cabeza de Rijkaard, un técnico “benévolo, que”, añadió, “siempre nos ha dicho que teníamos que ser profesionales y que por eso hablaba de la autogestión de los jugadores”.
Sin embargo, Xavi no quiere pensar que esa autogestión haya acabado por ser contraproducente para el equipo y para el propio entrenador y defendió la profesionalidad de la plantilla. “Nos pueden haber faltado muchísimas cosas, pero actitud no ha faltado nunca. Yo no entiendo que un jugador, un profesional que está jugando, para mí, en el mejor club del mundo, que no tenga compromiso con el escudo que representa”.
El mediocentro azulgrana considera que al holandés le han condenado la “crisis deportiva”, los “dos años sin ganar títulos” que “en este club no se puede permitir”, y por eso entiende que ahora “toca una renovación” que espera no le afecte: “me quedan dos años de contrato y mi deseo es cumplirlos”.
En cualquier caso, Xavi se deshizo en elogios hacia Rijkaard. “Se lo merece todo. Ha sido un ejemplo para nosotros en todos los sentidos, un hombre que trata a las personas maravillosamente, que ha calado dentro del vestuario, un ejemplo a todos los niveles, no sólo como entrenador sino como persona, que es aún más importante”.

479841372_4d38be4bbb_o.png

Innovación (Aldebaran Innovation)

Xavi tiene razón, un proceso autogestionario funciona cuando hay mucha necesidad, hambre, sea de medios para vivir, sea de goles, sea de títulos, pero empieza a deteriorarse cuando se empieza a conseguir un cierto nivel. Esto es así porque los procesos grupales tienden a la agrupación en la desgracia, pero tienden a desagregarse y fragmentarse en el éxito. Por eso siempre digo que el éxito no es un buen companero para seguir adelante. Y eso, sin duda, le pasó al Barça de Rejkaard: éxito casi inmediato, hasta prematuro, en la primera temporada y en las peores condiciones; todavía quedaban cosas que ganar en la segunda, pero a partir de ahí y de la famosa goleada del Sevilla, todo empezó a fragmentarse y lo que era una buena filosofía de trabajo se truncó solita, por su propia inercia, y el “cabreo” consiguiente de su clientela, no sirvió para modificar el rumbo, porque todavía se creía que con los mismos se podía conseguir más, pero eso no era cierto, porque “ya no eran los mismos”; ahora habían ya saboreado el éxito y se sentían únicos, habían perdido la humildad, y en esos casos, a no ser que se aplique una metodologia propia del grupo de trabajo, y es difícil que sea aceptada por los engreídos jugadores, no hay nada que hacer, y el equipo se va a abajo, “incomprensiblemente”, “locamente”, “inaceptablemente”, pero ya entonces la libertad y la búsqueda colectiva de soluciones, a partir de una ambición común, de una necesidad común, de unas ganas de superación comunes, se ha truncado, y el proceso se “cuela” en el agujero negro de la incapacidad, de jugar sin saber para qué, de haber perdido el sentido, y con ello la calidad técnica, de jugar pensando que eres el mejor, y cómo es posible que te critiquen, y asi. El Barça es muy propenso a los males de altura, por su propia cultura. Ya los padeció con Cruyff, antes con Kubala y seguro que antes con otros. Sus aficionados no son demasiado exigentes, cuando tienen que serlo, aman demasiado a sus ídolos, los encumbran, y al final, pasa como con Florentino Pérez en el Madrid, que eran más importantes que nadie, también que el entrenador y que toda la directiva junta. Malacostumbran a los jugadores. Ronaldinho se “ha hecho” realmente en el Barcelona; también Maradona; también Ronaldo; casi casi Rivaldo y Cruyff ….. El Barcelona los quiere, los ama tanto, que los hijos se hacen malcriados. Es para pensar. Es para reflexionar. También para debatir.

Entradas relacionadas

3 comentarios en «Desarrollo endógeno»

  1. Roberto, coincido contigo en que la autogestión solo puede funcionar en los casos en los que haya hammbre de éxito, pero también es necesario contar con el compromiso y la implicación por parte de cada miembro del grupo. Para ello es necesario que en ese grupo haya alguien que marque una serie de normas básicas y que el grupo controle al grupo.
    Y es por esa razón por la que el proyecto se agotó tan pronto: tenían pirómanos entre los bomberos que tenían que apagar el incendio.
    Anda que no podían haber aprendido del Madrid…aunque mejor para mí y para todos los aficionados madridistas.
    Por cierto sigue en pie mi propuesta de que hagas un análisis sobre la Eurocopa, tanto a nivel deportivo como económico. Y también sería interesante que nos dieras tu opinión sobre el posible fichaje de Cristiano Ronaldo por el Madrid.
    Un abrazo.
    José.

  2. Te doy un anticipo de lo que pienso sobre ambos temas, sobre todo sobre el último. Creo que si se produce, que no creo que se haga, el fichaje de Cristiano Ronaldo por el Madrid sería un error para ambas partes. Para el jugador porque no resistiría la presión del público madridista, ni tampoco daría la talla que se espera de él, entre otras cosas porque este año se ha encumbrado y se le exigiría mucho más que el cuidado preciso que ha recibido y recibe en el Manchester, que es un equipo que sabe, como el Arsenal, cuidar a los buenos jugadores. Ademãs, rompería el poco esquema de juego que tiene el Madrid y todo se tendría que adaptar a él, y ahora que el Madrid ya casi juega algo, pues tendría, en mi opiniõn una fuerte regresión. Es más es probable que sustituyese a uno de los mejores jugadores -y menos valorados del Madrid actual-, nada menos que Robinho, al que no han sabido tratar en Madrid. Por otra parte, el Madrid sólo obtendría ingresos publicitarios añadidos, por supuesto muy jugosos, pero poco más. Sinceramente, creo que este Ronaldo II estaría más situado en el Barcelona, porque produciría el dinamismo que buscaron en Henry, pero este ya estaba viejo y sin futuro. Siento decirte esto, pero Ronaldo II no creo que acabe en el Madrid, y si acaba, rendirá mucho menos, y la verdad es que es una pena en un jugador que me ha dado este año tantas buenas jugadas de futbol y al que cada vez que puedo, sigo y veo con ganas e interés. Se fundiría en el Madrid, como mucho jugaría bien, y menos que en el Manchester, un añito, y luego …… se fini.

    Respecto a tu primera propuesta, dime donde puedo escribir sobre el tema, o hablar y me presto a hacerlo. Aunque lo cierto es que va a ser una Eurocopa profundamente mediocre, como es el futbol europeo en este momento. Si acaso algun que otro rasgo especial, y alguna sorpresa de esas que son imprevisibles, como que Grecia gane o que España pase de cuartos de final.

    Un abrazo y gracias por tus elogios,

    Roberto

  3. Y ahora quiero hablar de la otra parte del desarrollo endõgeno. He querido poner el ejemplo de que este es posible en determinadas condiciones, y sin mucha mãs formación que la propia de alguien que piensa un poco, pero no es un especialista en desarrollo organizativo, endõgeno y otras hierbas.

    Ya lo creo que es posible el desarrollo endógeno en situaciones donde no hay extrema pobreza o hambruna o necesidad, pero es preciso saber que hacer antes, que hacer después y que hacer por el camino, y eso requiere una especialización que sería difícil explicar aquí en poco espacio, pero siguiendo el blog si se puede apreciar, y sobre todo, analizando los tres primeros capitulos de mi libro “Innovación y Gestión del Conocimiento” y el capitulo quinto de “Innovando en la empresa”. Tambíen el epílogo del primer libro y el prólogo de un numero monográfico, todavía sin publicar, que se había forjado para la revista Madri+d, y que ahora se quiere publicar como libro sobre innovación territorial y social.

    Las fuentes metodolõgicas vienen representadas por mi método, el MINING-Aldebaran, cuyos fundamentos más fuertes en su mixtura, son el action-research, el grupo de trabajo operativo y el sistema de anãlisis y diagnóstico SIDI, con ligeros toques de shared benchmarking y teoría de ciclos.

    Pero quería remarcar que si es posible el desarrollo endógeno en sociedades más avanzadas o con menos hambruna o necesidad. Hasta se podrían cambiar organizaciones monopolistas, siempre que tuvieran en su seno ciertas potencialidades, que no siempre se dan.

    Roberto Carballo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *