Alguién dijo que no hay pequeñas cosas, sino sumas agotadoras de inconvenientes. Voy a hacer un breve relato de una “pequeña cosa”.

Se trata del traslado de mi adsl o conexión internet por un cambio de domicilio. Seis semanas me ha tenido en ascuas la empresa que lo tramitó … y que era mi suministradora. No voy a indicar el nombre, porque estoy seguro de que cualquiera hubiera hecho lo mismo o parecido. Según me dicen, las empresas de telecomunicación no atienden los traslados porque no son rentables. De todas formas, la citada empresa me cobró treinta y tantos euros por el alta …. porque ya me dijo que no me hacía el traslado. ¿Vosotros sabéis, hoy en día, lo que significa vivir durante seis semanas sin internet? Pues eso. Empezó el tema a finales de agosto, cuando lo pedí, y después de múltiples llamadas de reclamación, me hice de la idea de que no querían o no podían hacerlo y si no tomaba una decisión drástica, seguiría sin conexión con el mundo internet …. mucho tiempo. Las respuestas por un 902 -y, por tanto, pagándoles dinero cada vez que llamaba- fueron inaceptables de todo tipo, y nunca se comprometieron realmente a hacer el traslado. Enervado por la situación, tomé la decisión de mandarlos a la “m….” e irme con otros.

Les explico ahora lo que me ha pasado en esta nueva gestión, otra pequeña cosa. Llamo primero a un número -esta vez gratuito, menos mal- y me informan que puedo elegir de todo …. fibra óptica, adsl, televisión, todo en un mismo paquete. Les digo que sólo quiero una línea telefónica y conexión a internet como me lo pongan ….. Lo cierto es que en ese momento no tomé ninguna decisión, sólo me informaba, pero me ofrecían de todo -como se decía antes, “como en botica”-. La comercial me dió su nombre, y dijo que me iba a volver a llamar …. Me llamó dos días después, pero ahora ya no tenían de todo, sino sólo adsl. Le dije que lo pensaría … y volví a llamar al día siguiente, me atendió otra comercial y me dijo que en mi nueva casa no había ningún servicio, ni siquiera había conexión para línea telefónica -mi imaginación se trasladó a aquellos tiempos en que para conseguir que le pusieran a uno un teléfono en casa, había que tener enchufe-. Me sentí decaído, lo comenté en casa y la verdad es que pensar que me quedaba sin servicio me hizo casi desgraciado durante un día. Volví a llamar al mismo número y un comercial muy amable me informó -con cierta desconfianza por mi parte, con lo que le pedí que se asegurara- que disponía de fibra óptica, las condiciones que no estaban del todo mal -es claro que la conexión es cara en este país, pero que le vamos a hacer-, y después de concretarlo todo y asegurarme que de verdad iba a tener servicio, me dijo que me llamarían para confirmar la cuenta corriente y todo eso … para grabarme …. era tarde, como las nueve y media de la noche …. y no recibí ninguna llamada de grabación. Esperé el día siguiente y tampoco me llamó nadie. Al siguiente por la mañana volví a llamar al mismo número y ahora se puso otro comercial también amable que le conté la historia y cómo casi había logrado contratar el servicio pero no me habían llamado y me dijo que era preciso volver a iniciar los trámites. Le dí toda la información y nuevamente me dijo que me iban a llamar para grabarme. Me llamó él tres o cuatro veces diciendo que inmediatamente me iban a llamar para confirmar la información y grabarme …… y nadie me llamó para la grabación …. Eran las diez de la noche del miércoles pasado, es decir, ayer. Por fin, suena el teléfono y me digo, son los de la grabación, pero no, no eran, era el comercial que me había atendido los días anteriores y con el que no había cerrado el asunto porque no me habían llamado para grabarme. No entendí muy bien lo que quería, le expliqué lo que había ocurrido con el comercial nuevo, y que creía que el tema ya estaba cerrado con él … entonces él me dijo que no me preocupara, pero que confirmara que había hecho el contrato con él …….

La sucesión de pequeñas cosas lamentables ha sido para escribir un libro. Entiendo que los comerciales “luchan por su sustento”, intentando atribuirse un alta; que la información en esa organización, igual que en la mía precedente y probablemente en otras muchas que no reconocerán su incapacidad, pero la tienen, es horrible: están totalmente descoordinados entre ellos, tanto interna como de cara al cliente; la extrema competencia entre los comerciales da lugar a un “maltrato” del cliente, que al final no sabe que ha pasado. Ah …. y tengo que decir que espero que en los menos de siete días hábiles, por fin, me pongan el puñetero enlace internet, su modem correspondiente y todo eso …. y que al fin, pueda regularizar mi vida y mis interrelaciones sociales, de trabajo y demás.

Me preguntaba si esto tenía que ver con lo mal que nos organizamos o con que somos idiotas o que tenemos ganas de que la gente no sonría. Porque lo cierto es que llevo una temporada que no me sale la sonrisa. …… y una buena parte del asunto se debe a estos monopolios de la información …. que cada vez saben hacer las cosas peor ……

Y vuelvo a repetir: no doy nombres, porque me parece que cualquier nombre de empresa de telecomunicación sería igualmente válido. Gracias por leerme.

Entradas relacionadas

4 comentarios en «Pequeñas cosas»

  1. Si, tengo que reconocer que mi comunicante acierta en yacom-Orange y Movistar respectivamente.

    Tengo que añadir que en 24 horas me han puesto, estos últimos, internet y la telefonía …. es decir, han sido rapidísimos …. nunca lo hubiera creído. En este caso, felicidades. Aunque sigo pensando qeu tienen que mejorar mucho en coordinación.

    De todas formas, me han llegado con una sorpresa no tan buena ….. que ya comentaré en su momento si no han sabido arreglarla. Siempre hay el lado oscuro ….. de la vida y de las gestiones.

  2. Si, tengo que reconocer que mi comunicante acierta en yacom-Orange y Movistar respectivamente.

    Tengo que añadir que en 24 horas me han puesto, estos últimos, internet y la telefonía …. es decir, han sido rapidísimos …. nunca lo hubiera creído. En este caso, felicidades. Aunque sigo pensando que tienen que mejorar mucho en coordinación.

    De todas formas, me han llegado con una sorpresa no tan buena ….. que ya comentaré en su momento si no han sabido arreglarla. Siempre hay el lado oscuro ….. de la vida y de las gestiones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *