Parece muchísimo más tiempo, pero sólo son tres años, que empiezan a contarse en septiembre de 2006, cuando me inicié en esto de montar un blog sobre innovación. Mi amigo y a veces admirador, Paco Sadurní me ayudó a montarlo, quería que lo que había leído de mi y sobre mí tuviese un lugar donde expresarse …. y ponía muchísimas esperanzas en que tenía todas las condiciones para ser muy exitoso; Quería además que “superase” mi página web, porque decía que sólo era un repositorio de información y que no había interacción. Me prometió un software maravilloso wordpress que le parecía muy interactivo y en el que podría expresar mis teorías, conocimientos y experiencias. A mí me pareció en principio bien, aunque no tanto para buscar el éxito, lo cual es una tontería en sí misma, excepto porque mucha gente puede compartir lo que tu piensas y aportarte cosas diferentes, sino y sobre todo, porque hacía mucho tiempo que “necesitaba” escribir; hasta había pensado alguna vez en montar una revista mensual para poder escribir con cierta regularidad. El reto me parecía complicado, porque eso de tener una obligación de escribir casi todos los días me parecía un reto difícil, pero asumible, un reto más. Ya iría contando cosas, o reproduciendo cosas que ya había escrito, que eran muchas. Paco me decía que no era necesario que escribiese todos los días, sino una o dos veces a la semana, cosa que para mi no constituiría un problema. Total, que en la primavera de 2006 me fui animando con mi blog, aún más, empecé a presionarle porque tardaban mucho en ponérmelo en marcha. De hecho, me lo entregaron en pruebas en el mes de julio, y en el verano no escribí nada ….. pero en septiembre empezó la fiesta. Lo que al principio fue un pasatiempo, y más técnico, poco a poco, se ha intensificado el numero de aportaciones, tantas que algunos lectores me han dicho que escriba menos, una al día me vienen a decir, no hace daño, pero hay días que escribes cuatro o cinco y eso es demasiado, porque escribes mucho.

Alguna vez me he hecho el propósito de no escribir tanto o hacer más sintéticamente, pero no sería yo. Yo soy así, escribo pensando, actuando, y no espero a tener la conclusión o el desarrollo para escribir, sino que me lanzo a la piscina y escribo y llego a una conclusión o no ….. pero en cualquier caso, hay un camino que me permite repasar, pensar, repensar, dar vueltas a lo mismo, descubrir lo que nos rodea, o encontrar cosas que me parecen nuevas y me motivan, pero probablemente no lo sean para muchos o para nadie, pero lo son para mí y según aprendo, tengo la necesidad de comunicar.

También hay quien me ha dicho que estoy un poco “adicto” al blog, y puede ser en determinadas épocas. Lo cierto es que hay muchos momentos en los que no tienes que hacer nada que no sea más importante que pensar en voz alta, y lo haces, escribiendo, como yo creo que en términos generales, sé hacer. Es cierto también que en épocas de vacaciones, si estás en un sitio bien establecido, escribes más, lo cual resulta contraproducente con las vacaciones de los otros que suelen aislarles de la lectura, o solo concentrarles en novelas o cuentos ligeros para pasar el verano, que ya bastante tienen con llevar la sombrilla, las toallas, los niños y todo eso a la playa y asentarse allí, si es que les han dejado un sitio donde moverse. Yo escribo y tengo menos lectores ….. y escribo tanto que los lectores cuando vuelven de vacaciones tienen “tanta materia pendiente” que se pierden muchas cosas …. pero el tema no es que todos lean todo lo que se escriba, sino que la gente lea, y sobre todo, le ayude a pensar y a reducir sus límites, que sientan que ellos pueden hacerlo igual, o mucho mejor, siempre que quieran, y no porque lo piensen, sino porque si se pusieran a hacerlo y cogieran callo con ello, seguro que sus aportaciones a este espacio común que es internet mejoraría aún más el interés del medio y sobre todo, su libertad. Bueno, tal vez sea un poco adicto, pero alguna adicción tengo que tener, no?. No fumo, no bebo, no me drogo …… sólo soy adicto a ser profesor, a mis alumnos y a desarrollar unas mejores formas de aprendizaje que favorezcan el autodesarrollo de las personas. A eso dedico mis mejores esfuerzos, y también al blog.

Resulta que en tres años en internet hemos pasado como una exhalación por los blogs, que los hemos convertido en lugares menos serios, más accesibles, más de andar por casa, y hemos dado pié a la aparición de otras formas que como las redes sociales y los twitter están “rompiendo” corazones. Yo me resisto en mi weblog, por ahora, aunque antes de final de año intentaré que mi amigo Paco, y siguiendo su consejo, me lo actualice técnicamente y aumente su interactividad e intercomunicabilidad, pero sobre bases parecidas, porque, de verdad, me encanta escribir, es terapeutico, es maravilloso poder expresarse. No es que crea que mi idioma sea muy refinado, y todavía tengo alguna falta y más de una duda ortográficas o sintácticas, pero de verdad, lo paso bien escribiendo, y tengo años suficientes para atreverme a publicar lo que escribo, sin rectificaciones, sin casi o ninguna rectificación. Si quisiera hacerlo tampoco podría, porque mi escritura-pensamiento tiene sus rutas estructurales y sale como un todo, y si se cambia algo, hay que volver a escribirlo completamente.

En fin, quiero conmemorar el tercer aniversario del blog que yo considero el 1 de septiembre, porque fue ahí donde realmente empecé a disfrutar de este medio.

Entradas relacionadas

22 comentarios en «Tres años»

  1. Querido y admirado maestro,

    Para el equipo que tengo el honor de “dirigir” y, por supuesto, para mí mismo, es un honor contribuir técnicamente a esta conversación global que es Internet en la que voces como la tuya nos sirven para ampliar límites, para descubrir nuevas formas y ante todo para pensar de otro modo como hacer mejores empresas -de esas que emprenden de verdad- y que buscan, aunque no todo el mundo se lo crea 😉 hacer el mundo algo mejor, más amable, más humano…

    Un abrazo,

    Paco Sadurní

  2. Paco, tú siempre tan amable …. siempre he pensado que no merecía tus elogios ….. de todas formas, te lo agradezco, porque son tan difíciles en nuestra sociedad, que encontrar a alguien capaz de formularlos da muchos ánimos. Espero que a la vuelta podamos encontrarnos para hablar de ese proyecto que me propusiste. Un fuerte abrazo y gracias nuevamente.

  3. La verdad es la adicción de internet es un peligro del que casi ni nos damos cuenta ….. pero sinceramente no me creo un adicto …. aunque pienso que hace años lo fuí en cierto modo, pero por otras razones más personales. Hoy mi interés se centra en la información fácil y rápida qu efacilita y el valor que yo doy a la información para poder analizar las cosas y comprenderlas …… No, verdaderamente, no soy adicto.

  4. Mis alumnos se sorprenden que un viejo profesor los induzca a participar en internet y a escribir y montar blogs-diarios de bitácora y a buscar e investigar en la red …. y aún participar en chats, foros y redes sociales ….. es normal, los profesores de mi edad no suelen ya tener esas inquietudes o les dan otro formato, y en cualquier caso, parece que piensan que es algo que puede ser denigrante para el profesor. Precisamente todo lo contrario que yo pienso. Internet nos mantiene al día y vivos …. mejor dicho, nos ayuda a que eso ocurra, y que la vida sea más rica en consideraciones, en documentación y en aportaciones. En un país como el nuestro donde los diarios eran unas libretitas cursis que no usaban ni las niñas de doce años a quienes algunas veces se les regalaban, en un país que no analiza su propia vida, y que nunca le han enseñado a hacerlo, la experiencia de los blogs es una experiencia que a quién la practica le permite dar un salto inusitado en su forma de vivir y de compartir.

  5. Existe una negación basada más bien en la ignorancia de la importancia de internet. Algunos profesores creen que con internet se copian los exámenes o se pueden hacer los trabajos sin que el alumno aprenda nada …. o cosas similares …. lo cierto es que generar un espacio de interés en torno a internet es realmente fácil, porque la gente es ávida de saber, de conocer, de encontrar cosas diferentes, y hacerlo ya, no tener que esperar toda la vida para conocer lo que quieren conocer. Para los buenos alumnos es cojonudo, para los regulares es una gran oportunidad, y para los malos, hasta pueden encontrar un buen remedio para su vaguería. Si los malos son los que hacen los trabajos copiados en internet que más da …. si al menos se han leído el trabajo copiado, algo habrán hecho de provecho para su futuro ……. mejor eso que nada. El gusanillo, si, hay que inculcar el gusanillo de la investigaicón y de la búsqueda en los que quieren saber, y se les han puesto miles de barreras, muchas invisibles, para no hacerlo.

  6. Las personas tienen que poder aprender porque les gusta, porque les es útil, porque vale la pena para ellos, ….. y no que tengan que aprender porque les obligamos, porque tienen que saberlo -y de esta forma- o porque no les queda más remedio para aprobar.

  7. Aunque sea con antelación al 1 de Septiembre, ENHORABUENA por el trabajo realizado. Buen blog, muy buen blog, que sabe combinar opinión, técnica y retazos personales con un gran amor por la INNOVACIÓN, que transmite y rezuma por todos los poros de sus letras. Mucho ánimo y larga vida.

    FTF, Foro del Transporte y el Ferrocarril

  8. Nuestra forma de ver el aprendizaje se ve a veces como sorprendente, y tiene mucho que ver con mi propia experiencia, o es que el mismo formato ha ido cambiando mis experiencias y acercando ambas ….. en definitiva, se aprende a partir de uno mismo. Sólo precisamos de facilitadores que nos ayuden a ver el camino ….. muy al principio.

  9. Se podría pensar que escribir, tirándose a la piscina, no rectificar lo escrito, acentuar la reflexión sin haber dado tiempo a las manos a mover todas las teclas ….. son formas que no pueden dar mucha confianza, ya que parecen basadas en una especie de improvisación constante. Y en cierto modo, es así, pero no es así. Tuve un profesor de francés que me dió una pista en este camino, me dijo: “haga lo primero que le venga a la mente, casi seguro que acertará y desde luego, acertará más que si lo piensa mucho”. Y tenía razón, a partir de ahí mi frances fue mucho mejor y las confusiones se redujeron de manera importante, y los aciertos fluyeron. Es todo tener el convencimiento de que sabemos y tenemos la gran oportundiad y la gran responsabilidad de expresar lo que sabemos, aún cuando empecemos sin saber exactamente lo que vamos a decir.

  10. Es siempre posible? Lo puede hacer cualquiera? Yo pienso que si, afirmativo a las dos preguntas. Cualquiera que lo intente, puede hacerlo y si, siempre es posible hacerlo …… y nos encontramos con un mundo renovado a nuestro alrededor. Lo que era temor, se convierte en motivación; y lo que eran dudas, en oportunidades.

  11. Tantas veces, pensamos tanto las cosas, que cuando las queremos reflejar ya no son ni las mismas cosas, ni lo que íbamos a decir, ni nada de nada, y con ello no estamos más convencidos que si no hubiéramos pensado tanto.

  12. Es cierto, haciéndolo así se desarrolla una metodología del hacer-investigando/buscando que no sabría definir en pocas palabras, pero que después de los primeros intentos, se instala en nosotros, y nos guía, sin restarnos libertad.

  13. Desde luego, no perdáis el tiempo en miedos y “que dirán” y todo eso ….. hacerlo y santas pascuas. Nunca puede salir mal. Es lo mismo que trabajar en grupo: nunca sale mal, nunca ….. claro que se necesitan ciertos aparejos para que siempre funcione, pero siempre sale bien ……. ni aún empeñándonos sale mal.

  14. Y los grupos son más complicados, o sea, que no te pares, ponte a escribir lo que vas pensando según escribes. Pensamos muy bien, y más si nos dan un poco de tiempo, el que hay entre el acto mismo de la escritura y el pensamiento adjunto que lo hace posible.

  15. Nuevamente felicitaciones a tus tres años de trabajo y continuidad. Cuando empecé a comentar en tu blog era interés por su contenido y por el tema de innovación, me animaste a crear un blog y ya lo he intentado, ya te enviaré mi dirección. Efectivamente el temor a escribir se ha convertido en oportunidad, reflexión y aprendizaje. De nuevo enhorabuena.

  16. Os animo a escribir, a escribir sin más, casi sin pensar, luego si queréis podéis pensar sobre lo que habéis escrito y escribir algo más ……. es una terapia estupenda y una forma de sentirnos acompañados …. aún escribiendo para uno mismo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *