Medio millar de entradas no está mal para haberlas hecho desde septiembre de 2006, es decir, hace 20 meses y ocho días, en total, unos 610 días, a una media de 5 entradas cada seis días, casi una por día. La historia de este blog empieza mostrando quién soy y lo que hago, y durante los primeros ocho meses fue lo que presenté, cosas mías, mis trabajos sobre innovación. A partir de ahí, empecé a interrelacionar noticias y conocimiento, y asi llevamos un año más aproximadamente.

Robert40 copia.jpg

Tengo un defecto, que no puedo controlar, y es que escribo mucho, pero es que me gusta “completar” el pensamiento, y dar más razones, porque a fin de cuentas un profesor está para eso, para explicar. Y en ese sentido puede parecer un discurso a veces algo reiterativo. Pero ya era igual cuando dirigía “Capital Humano” y hacía editoriales encendidos sobre lo mal que lo hacíamos en el área de Recursos Humanos y lo bien que se podía hacer. Siempre he sido así, me gusta proponer cambios, hacer análisis crítico y mostrar las posibilidades de salida que existen. Y ya a mi edad no creo que cambie.

Bueno, pues felicidades a mi mismo y a los lectores. Me gustaría que esto fuera más interactivo, pero el formato blog no permite demasiada interacción. Es más bien una gran memoria de aprendizajes, una memoria de proposiciones, y los comentarios quedan en segundo término, y se acaban convirtiendo en diálogos en algunos casos entre el comentarista y el autor. Lo cierto es que los otros, normalmente van directamente a lo que escribe el autor y no se paran, salvo excepcionalmente en los comentarios de los demás. Es una pega de este sistema, pero sinceramente es un sistema fabuloso, comparado con las antiguas webs, donde la incidencia del autor es mínima, porque siempre ha de ser intermediada por alguien que sabe hacer las cosas estas del software y el hardware. Me alegro de que mi amigo Paco Sadurní me haya metido en este tinglado. Es un tinglado que me gusta. Lo paso bien, y últimamente acudo casi diariamente a la cita con mis lectores. Y además, noto cada vez más cerca a los participantes en este blog, veo que empiezan a ver el blog como algo suyo.

84IMG_3700gf.jpg
He ampliado también las relaciones con otros blogs amigos, y no dejaré de buscar y encontrar nuevas propuestas, que cada vez son más atractivas, también por sus contenidos.
Este mundo es muy especial, y sólo “tirándose” a su piscina, se van descubriendo cosas que al principio ni barruntabas. Además, la apertura de este blog me ha incitado a entrar en otros foros, como es uno que me gusta especialmente que es ictnet, de los ingenieros catalanes, una magnífica plataforma al servicio de todos quienes quieran aportar cosas. He encontrado a mucha gente que vale la pena en ictnet y lo recomiendo especialmente a aquellos que busquen un cierto nivel de calidad profesional. Igualmente me he metido en la antigua Neurona, hoy Xing, que no me ha aportado lo mismo que ictnet, pero también está siendo una experiencia interesante, y ahí he podido conocer al grupo de Ficciones, los jueves a las ocho y media -o es a las ocho-, integrado por personas abiertas al mundo e interesadas en cualquier cosa que vean delante.

El blog, además, me ha abierto los ojos a este mundo de los blogs, que es alucinante y que todos los días te sorprende. Tengo un handicap importante y es que mis conocimientos técnicos sobre informática son nulos o casi nulos, y a veces, me gustaría transformar esta plataforma en algo más vivo y dinámico, pero una de las cosas de más valor que uno puede aprender, es a conocer los límites y tener conciencia y aceptación de ellos.

Total, 500 entradas, más de 450 comentarios, otras tantas citas en internet. Ese es el bagaje. No esta mal. Hace 20 meses, no era más que un proyecto.

Pink Floyd es toda una época, imposible de olvidar

Entradas relacionadas

2 comentarios en «500 entradas»

  1. ¡¡¡¡ENHORABUENA¡¡¡ POR ESE TRABAJO EXCEPCIONAL. Creo que el trabajo diario y saber mantener un ritmo es muy importante y dificil de conseguir y tu lo has hecho. Te animo a seguir intentándolo con la misma energía. Dos citas para apoyar tu esfuerzo:

    “La recompensa del trabajo bien hecho es la oportunidad de hacer más trabajo bien hecho” (Jonas Edward Salk)

    “El trabajo endulza la vida; pero no a todos les gustan los dulces” (Victor Hugo)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *