Me gusta esta sucesión de frases. Construye, en mi opinión, un pensamiento complejo.

“Cualquier enfermedad se cura a partir de sí misma”. El ejemplo son las vacunas que nos inoculan la enfermedad en pequeñas dosis para hacernos inmunes a ella. Este es un planteamiento, en mi opinión fundamental, las cosas tienen sus causas y sus remedios en su interior, en el interior de los problemas, y no buscando elementos ajenos a ellos. No siempre es verdad, pero es un planteamiento básico.

Segunda parte: “Cuando hay problemas nos sentimos mejor si estamos acompañados”. ¡Qué importante y que poca importancia le damos cuando no tenemos problemas!. Pero para estar acompañados cuando tenemos problemas, es preciso hacer mucha inversión previa, invertir en cariño, en comunicación, en comprensión, en apoyo, invertir en los demás, sin pedir nada a cambio, sencillamente dar lo que se tiene y si puede ser, algo más. Si no invertimos es muy probable que cuando tengamos problemas nos encontremos solos o mal acompañados.

Tercera parte: “Nadie conoce mejor nuestros problemas que nosotros mismos, pero …..”. Si, cierto, pero sin “parteras”, sin “espejos”, sin “contrastes”, sin el otro ….. somos mucho menos y sobre todo, es difícil que “veamos el conjunto”. El otro es nuestro complemento, aunque la responsabilidad y la energía ha de partir de nosotros. No sirven otros para consolar; si alguien tiene que consolarnos es que no queremos hacer lo que debiéramos por nosotros mismos.

¿Qué os ha parecido el “arranjo” de frases? Me gustaría completarla con vosotros.

Diapositiva12.JPG

Entradas relacionadas

2 comentarios en «Innovando»

  1. No se si he llegado a entender del todo este pensamiento complejo pero, en cualquier caso, yo diría que todo “problema” es puramente subjetivo y por lo tanto depende de como uno lo afronte para que pase de “problema a una mera situación” o viceversa.

    Sí, muchas veces, sin la ayuda de un tercero que logre hacernos entender cómo afrontar ese problema (o a comprender la verdadera gravedad de éste) es mucho más dificil ser capaces de objetivar por uno mismo y entender el alcance negativo de la situación.

    En la “medicina” homeopática se cree que es el propio cuerpo el que resuelve las enfermedades (e incluso el que las crea)… todo depende de cómo afronta la persona situaciones que para uno pueden ser simples experiencias y para otro graves problemas. Por eso se necesita esa ayuda externa inicial para hacer entender al cuerpo qué es lo que verdaderamente está sucediendo para que por el mismo reaccione y sea capaz de afrontarlo.

    Así yo creo que darse cuenta de la realidad de lo que sucede, conocer lo que pasa, ya es un gran paso ganado para saber cómo afrontar circumstancias adversas y así poder ganar batallas.

  2. Estoy básicamente de acuerdo con lo que dices, y creo que refuerza mi discurso. Aunque es evidente que yo intento remarcar aquello que pienso que todavía no está aceptado socialmente, y para ello exagero. Es un formato que utilizo en mis clases, porque me parece más didáctico, por dos razones: primera, porque permite que el otro tenga palabra, al poder discutir o discrepar de lo dicho; y segundo, porque si es un anticipo de lo que será, vale la pena apostar y enfatizar por esa línea. Gracias por tu comentario, como siempre muy acertado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *